La travesía de la Cuerda del Alguacíl

Deshielo en la cabecera del Dílar.

 

Es pasado finde nos fuimos a recorrer  la cabecera del río Dílar, para disfrutar del los últimos dias de deshielo en Sierra Nevada. El planteamiento fue hacer un recorrido de dos jornadas haciendo noche junto a la laguna de la Mula, en la loma de Peñamadura. La brevedad del recorrido hace innecesario el vivaqueo, pero nosotros lo forzamos para disfrutar de la noche en la sierra.

 

Salimos de la estación de esquí, tranquilamente, a mediodía. Subiendo nos cruzamos los que creo son insignes foreros de Nevasport (F.W y los hermanos Poscojonúo), que supongo vendrían de alguna escalada por el Veleta.

Al poco nos topamos con la laguna de la Yeguas, que aún se viste así.

Continuamos nuestra ruta bordeando la laguna. Al fondo los Tajos de la Virgen conservan aún bastante cantidad de nieve.

El hielo sobre la superficie se resiste a irse.

La primavera tan fresquita que hemos tenido permite disfrutar aún de cierto ambiente invernal

Detalle de los tonos que toma el agua.

Agua por todos sitios

Poco después iniciamos la búsqueda de los borreguiles que se forman en la base de los Tajos de la Virgen.

Y la segunda de las lagunas que nos encontramos. Esta viene rotulada en los mapas como “Lagunillo Misterioso”. Al fondo vemos ya la arista del Cartujo.

Continuamos camino buscando la espalda de la arista del Cartujo. El agua es la gran protagonista.

Previamente nos topamos con el desagüe de los anteriores “Lagunillos Misteriosos” y su precioso borreguil.

Esta es otra de las lagunas que forman parte del borreguil. Esta está un poco mas abajo, antes de caer al barranco que forma el río Dílar.

Las flores se ven por todos lados.

Antes de cambiar de loma, nos encontramos con el dasagüe de lo que suponemos es la Laguna del Carnero. Esta laguna no conseguimos verla, aunque viene dibujada en el mapa.

Prados en la loma de Peñamadura. La tarde empieza a caer y vamos en busca de la Laguna de la Mula.

La alcanzamos ya con los últimos rayos de sol. Esta laguna no tiene aporte de agua permanente.

Cerca de su orilla si corre una gran cantidad de agua, pero baja hacia el Dílar y no aporta nada de agua a la laguna.

Las últimas luces sobre el Veleta y los Tajos de la Virgen.

Y las últimas luces también sobre la Vega de Granada. La noche se nos echa encima.

La noche en Sierra Nevada, con su bonita “luna creciente”.

Al dia siguiente hicimos la bajada al fondo del valle para vadear el rio Dílar, que trae bastante agua.

Los borreguiles de esta zona también espléndidos, El agua baja por todos lados.

La mirada atrás remontando la loma de Dílar nos muestra una bonita estampa de las Chorreras del Molinillo.

Y para terminar, los últimos metros antes de coronar la loma de Dílar.

Comentar que en el llanote que veis en el centro de la foto hay un pequeño refugio que está….hecho una guarrería por la cantidad de basura que han dejado dentro. Una pena porque las vistas desde él son estupendas.

a principal a página de rutas

carlete.com. Año 2017

Todos los derechos reservados. Prohibida la reproducción de todo el contenido de esta web sin expresa autorización de su autor.